Festival Pala en Mano: UÑU Laboratorio de Innovación y Sustentabilidad y municipio plantarán 10 mil árboles en la Isla

666

Regeneración, conservación y educación son las claves de este encuentro que congrega a la sociedad civil, empresas, academia y el municipio de Ancud. Con una actividad en el ingreso a la ciudad del Pudeto se inauguró la iniciativa.

Con el objetivo de poder colaborar en la meta de plantar 10 mil árboles en diferentes sectores de Ancud, considerando un plan de reforestación con especies como coigüe chilote, canelo, ulmo, notro, arrayán, luma, olivillo, mañío, entre otras, se realizará la tercera versión del «Festival de Conservación Pala en Mano».

El evento se desarrollará durante gran parte del mes y culminará los días 27 y 29 de junio. Sin embargo, ya se realizó una primera actividad recientemente, en el marco del Día Mundial del Medio Ambiente que sirvió para efectuar una inauguración de la iniciativa, donde de forma simbólica se procedió a una reforestación de especies nativas en el parque existente en el ingreso a la ciudad del Pudeto.

Objetivo

La actividad que está a cargo de UÑU Laboratorio de Innovación y Sustentabilidad, busca reforestar y contrarrestar la degradación de los ecosistemas naturales de la Isla de Chiloé, a través de los principios de la restauración ecológica.

De igual modo, lo anterior obedece a las cifras que hablan de una pérdida anual de más de mil hectáreas de bosque nativo atribuibles a distintos factores, como el consumo de leña, además de los serios problemas hídricos.

Javier García, director ejecutivo de UÑU Lab, explicó que «la combinación del impacto del cambio climático y la sobreexplotación del bosque, son la causa de la degradación del suelo, la flora y fauna en Chiloé».

Asimismo, esta cruzada ambientalista busca reforestar gracias al voluntariado civil. Al respecto, el profesional agregó que «cada año con apoyo de cientos de voluntarios, este festival logra aumentar la masa adicional de bosque nativo, creando nuevos corredores biológicos y educando a la comunidad con una mayor conciencia ambientalista a través de charlas y documentales. La riqueza única de Chiloé hace que sea un lugar de alto valor ecosistémico y que goza de una biodiversidad única que debe ser protegida».

Lo anterior, va en la línea de poder regenerar los ecosistemas, recuperando el equilibrio junto a la capacidad de absorción de dióxido de carbono del bosque nativo isleño.

Junto con ello, el programa de actividades del festival incluye la difusión del documental «Renacer, historias de restauración», realizado por UÑU Lab y producido por Bkind Films. Se añaden charlas sobre restauración ecológica en Chiloé y sobre fauna silvestre amenazada en la Isla, música en vivo junto a La Banda Mix y la Banda del Pato Yeko.

Alfredo Caro, encargado de la Dirección de Medio Ambiente, Aseo y Ornato (Dimao) del municipio local, sostuvo que «según lo conversado con nuestros pares se replica en todo el territorio del Archipiélago, la escasez hídrica producto de la deforestación y el impacto a los humedales (turba y pompón) como una de las principales preocupaciones».

Sumó que «también se observa un manejo irresponsable de animales de compañía, que está afectando a nuestra fauna nativa, y en una escala más intersectorial, es importante trabajar para reducir el impacto que el cambio climático está teniendo en nuestro Archipiélago».